Se trata de una cámara literalmente ultrarrápida y también de elevado contraste que podría ayudar mucho a los automóviles autoconducidos de igual manera a los drones a ver mucho mejor en condiciones de carretera totalmente extremas y con muy mala meteorología.

A diferencia de las cámaras ópticas que conocemos y que se utilizan hoy en día, que pueden resultar (total o parcialmente) cegadas por una luz muy brillante y ser totalmente incapaces de mostrar detalles cuando el nivel de luz sea muy bajo, la nueva cámara super inteligente de la Universidad Tecnológica Nanyang (NTU) en Singapur tiene la capacidad de registrar los movimientos y también los objetos sutiles bajo las citadas circunstancias extremas y totalmente en tiempo real.

Esta nueva cámara registra todos los cambios posibles en cuanto a la intensidad de la luz con intervalos de tan solo unos cuantos nanosegundos, mucho más rápido que el video convencional que conocemos, y almacena las imágenes en un interesante formato de datos que es también cientos de veces muchas veces más pequeño que los comunes.

Principalmente gracias a su circuito integrado y único, la privilegiada cámara puede efectuar un análisis completo e instantáneo de las escenas captadas, poniendo de manifiesto a todos los objetos y también a todos los detalles mas importantes.

Este artilugio fue desarrollado por el equipo de Chen Shoushun, de la NTU y fue bautizado con el nombre de Celex, cámara que actualmente se halla en la que sería a su fase de prototipo final.

Esta nueva generación de cámaras puede convertirse en una potente herramienta de seguridad para los vehículos autónomos, esto ya que puede ver muy lejos, como las cámaras ópticas que conocemos, pero sin el llamado desfase temporal necesario para poder analizar y procesar las imágenes de video que se captan.

El científico Chen espera que esta futurística cámara este comercialmente lista a finales de este mismo año, dado que la misma se encuentra sobre la mesa en conversaciones con importantes fabricantes mundiales de equipos electrónicos, de seguro no nos extrañaría para nada de que nombres como Sony, Samsung o hasta la misma Google estén metidos en esas negociaciones.

Poco a poco la realidad que los vehículos que se manejen solos se conviertan en algo cotidiano, y de seguro esta futurística cámara + las tecnologías de inteligencia artificial que viven evolucionando hagan esto una completa realidad.

Deja un comentario

SIN COMENTARIOS

DEJAR RESPUESTA