Cientos de trabajadores del hospital regional Valentín Gómez Farías –ubicado en Coatzacoalcos- han tenido problemas con sus pagos debido a que todo lo relacionado con la nómina es responsabilidad de los Servicios de Salud de Veracruz, reveló su dirigente sindical, Juan Pablo Sosa González.

En entrevista, explicó que hasta el mes de abril la nómina se elaboraba en el nosocomio y a partir de ahí la Secretaría de Salud de Veracruz dispersaba los pagos desde la capital del estado; sin embargo, el cambio ha traído consigo desfases debido a que las autoridades estatales tienen que pagar a los empleados del resto de los hospitales, centros de salud y jurisdicciones sanitarias.

“Las fechas cambian, sufren modificaciones y esto pues también trae un impacto en el trabajador, son controles administrativos que se tienen en Servicios de Salud de Veracruz y sin embargo estamos pugnando para que todos los derechos de los trabajadores que se venían percibiendo en tiempo y forma permanezcan en esa misma manera”, expresó.

El secretario del Sindicato Único de Trabajadores del Hospital Regional Valentín Gómez Farías citó el caso del pago de puntualidad y asistencia, que antes se cubría en forma trimestral, pero ahora se retrasa por varios meses.

También los descuentos de las cuotas sindicales, aportaciones al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y al Instituto del Fondo Nacional para la Vivienda de los Trabajadores (Infonavit), detalló.

A consecuencia de lo anterior, dijo que iniciaron pláticas con las autoridades estatales para que no se vean afectados en sus prestaciones, pero recalcó que no hay adeudos.

Otro retraso, abundó, ha sido el pago de las guardias, pues a partir del mes de julio el gobierno decidió pagar únicamente 25 por mes y el resto hasta el siguiente mes y así sucesivamente. “Esta parte es la que estamos luchando, una de dos, para que se amplíe la plantilla de personal o bien se les pague las horas que ya laboraron”, manifestó.

Deja un comentario

SIN COMENTARIOS

DEJAR RESPUESTA